• Jesid A. Díaz

Razón Suficiente: Había una vez, en un reino muy lejano...

Actualizado: 10 abr 2021

Hace algunos días mantuve una conversación junto a un amigo y compañero extemporáneo de estudios llamado Mario Moscoso (puedes ver su blog aquí), con dos (igualmente amigos y apreciados) ateos sobre el argumento cosmológico de la contingencia. La charla fue estimulante, y llena de aprendizaje. Lo que me gustaría hacer aquí es, simplemente, plasmar por escrito algunas de las ideas que defendí en el transcurso de la conversación, con la esperanza de que pueda ser de ayuda a alguien.


Dos palabras de precaución son necesarias. Primero, esta entrada será una mera reconstrucción esquelética de las ideas que defendí en la conversación. Y segundo, no creo haber propuesto nada especial ni nuevo. Reconstruí y sinteticé lo que pensé eran formas atractivas del argumento de contingencia, igual que motivadores racionales para el Principio de Razón Suficiente. Así aclarado, continuemos:


  1. ARGUMENTO DAVIES-CRAIG.

Este argumento es una versión modificada del argumento de contingencia usado por los filósofos Stephen Davies y William Lane Craig. Va así:


1) Todo lo que existe tiene una explicación de su existencia, ya sea en la necesidad de su propia naturaleza o en una causa externa.

1´) Cada cosa contingente tiene una explicación de su existencia.


2) Si el universo tiene una explicación de su existencia, esa explicación es Dios.


3) El universo existe.

3´) El universo es contingente


4) Por lo tanto, el universo tiene una explicación de su existencia. (de 1, 3)


5) Por lo tanto, la explicación de la existencia del universo es Dios. (de 2, 4)


La numeración ordinaria es la versión clásica de esta versión. La que defendí fue una incluso más moderada:


1´) Cada cosa contingente tiene una explicación de su existencia.

2) Si el universo tiene una explicación de su existencia, esa explicación es Dios.

3´) El universo es contingente.

4) Por lo tanto, el universo tiene una explicación de su existencia. (de 1, 3)

5) Por lo tanto, la explicación de la existencia del universo es Dios. (de 2, 4)


Para (1´) simplemente se requiere que cualquier cosa existente tenga una explicación de su existencia. El principio enunciado en (1´) parece bastante plausible, al menos, más que su negación. Richard Taylor nos da la ilustración de encontrar una pelota traslúcida en el suelo del bosque mientras caminas por dicho bosque. Uno podría encontrar la afirmación bastante extraña de que la pelota simplemente existe inexplicablemente; y simplemente aumentar el tamaño de la pelota, incluso hasta que llegue a ser coextensiva con el cosmos, no haría nada para eliminar la necesidad de una explicación de su existencia. Por si aún no es obvio, también debería notarse que (1´) es una versión incluso más modesta que la defendida originalmente en la versión Davies-Craig.

Para comprender (2), considérese la siguiente proposición:

A. Si el ateísmo es verdadero, entonces el universo no tiene explicación para su existencia.


Sin embargo, una proposición lógicamente equivalente a A, sería

B. Si el universo tiene una explicación para su existencia, entonces el ateísmo no es verdad, es decir, que Dios existe.

Por lo tanto, la mayoría de los ateos están implícitamente comprometidos con (2). Pero además de esto, Davies-Craig han argumentado que (2) es plausible por derecho propio debido a que solo hay dos entidades que entran en la categoría de explicación del universo: Objetos abstractos u objetos concretos. Pero dado que los objetos no entran en relaciones causales, entonces se deduce que solo un objeto concreto podría explicar la existencia del universo.

Como (3) es indudablemente cierto, entonces la conclusión sigue.


OBJECIONES

(1) Fatalismo modal. Simplemente, el fatalismo modal no aplica a esta versión del PRS porque es una versión bastante moderada.

(2) El universo es necesario. Además de atentar gravemente contra nuestras intuiciones modales sin un alcance evidencial suficiente, se ve derrotado por el inicio cósmico del universo en el pasado finito. Podemos argumentar como sigue:


(A) Todo lo que comienza a existir es contingente.

(B) El universo comenzó a existir.

(C) Entonces, el universo es contingente.


Añadiendo, la materia del universo no puede ser necesaria porque es perfectamente posible que hubiese una colección diferente de quarks en lugar de la colección que realmente existe. Como los quarks componen subatómicamente a la materia, entonces la materia no puede ser necesaria.


(3) Bede Rundle. En respuesta a la objeción de Rundle sobre que no hay mundo posible en el que no existan seres contingentes (lo que implica que es inexplicable por qué existen los seres contingentes), Craig cita a Pruss cuando dice que es plausible que ninguna conjunción de afirmaciones sobre la no existencia de varias cosas implique, por ejemplo, que exista un unicornio. Después de todo, ¿cómo podría el hecho de que ciertas cosas no existan implicar que exista alguna otra cosa contingente? Pero en la vista de Rundle, la conjunción “No hay montañas, no hay personas, no hay planetas, no hay rocas,... [incluyendo todo lo que no sea un unicornio]” ¡implica que exista un unicornio! Porque si es necesario que existan seres contingentes, y ninguno de los otros seres contingentes enumerados exista, entonces lo único que queda es un unicornio. Por lo tanto, una conjunción sobre la inexistencia de ciertas cosas implica que existe un unicornio, lo que parece absurdo.



2. ARGUMENTO DE CONTINGENCIA DE ALEXANDER PRUSS


En su capítulo para The Blackwell Companion to Natural Theology (John Wiley & Sons, 2012) el filósofo Alexander Pruss sugiere el siguiente argumento:


(1) Cada hecho contingente tiene una explicación.

(2) Existe un hecho contingente que incluye todos los demás hechos contingentes.

(3) Por lo tanto, hay una explicación de este hecho.

(4) Esta explicación debe involucrar a un ser necesario.

(5) Este ser necesario es Dios.


A. ¿Por qué creer en el PRS?


En su trabajo publicado, Alexander Pruss ha defendido algunos argumentos para el Principio de Razó Suficiente. Aquí solo mencionaré algunos de ellos:


1. Argumento epistemológico.

Aquí hay un argumento epistemológico para el PRS que puede servir:

(1) Dado que las probabilidades objetivas están vinculadas a las leyes de la naturaleza o las tendencias objetivas, si una probabilidad objetiva se asocia a algún hecho contingente, entonces esa situación puede recibir una explicación en términos de leyes de la naturaleza o tendencias objetivas.

(2) Si el PSR es falso de algún hecho contingente, ninguna probabilidad objetiva se atribuye al hecho contingente.

(3) Se pueden atribuir probabilidades objetivas a hechos contingentes.

(4) Entonces, el PRS es verdadero.

2. Argumento evolutivo.

(1) Si las proposiciones contingentes simplemente no tienen una explicación, entonces proposiciones contingentes que informan eventos naturales no tienen explicaciones.

(2) Pero la evolución se informa explicativamente a través de proposiciones contingentes naturales.

(3) Entonces, la evolución puede ser informada explicativamente si el PRS es correcto.


Una vez que se suponga que el desarrollo de la raza humana tenga una explicación evolutiva naturalista, quedará la cuestión de la plausibilidad que hay en la afirmación de que los sucesos naturales tienen explicaciones naturalistas si uno no acepta el PRS para proposiciones contingentes. Después de todo, si es posible que las proposiciones contingentes simplemente no tengan una explicación, ¿qué razón tenemos para confiar en que al menos esas proposiciones contingentes que informan eventos naturales tienen explicaciones? Si se considera que "ocurrencia natural" implica A partir de la existencia de una explicación naturalista, el argumento a favor de una explicación evolutiva del desarrollo de la raza humana se convierte en un cuestionamiento en su suposición de que el desarrollo fue un hecho natural. Pero si la "ocurrencia natural" se toma más débilmente como un evento o proceso físico, ya sea que tenga o no una explicación natural, entonces la naturalidad de la ocurrencia no nos da razones para pensar que la ocurrencia tiene una explicación, mucho menos naturalista en ausencia del PRS. Si tuviéramos el PRS en juego, al menos podríamos tratar de usar un principio, tal vez descartable, de que la causa es ontológicamente similar al efecto, de modo que si el efecto es natural, la causa también es probable.

3. Ausencia de violaciones al PRS.

(1) Si el PSR fuera falso, esperaríamos una profusión de eventos que no parecen encajar en ningún tipo de orden causal nomológico.

(2) No hay una profusión de eventos que no encajen en un orden causal nomológico.

(3) Entonces, el PRS no es falso.


Para cada forma en que las cosas podrían ir de acuerdo con las leyes de la naturaleza, hay una infinidad infinita de formas, de cardinalidad arbitraria, que las cosas podrían, sin razón alguna, ir en contra de las leyes de la naturaleza. Por ejemplo, si negamos el PRS, a continuación, sin ninguna razón en absoluto, una nube de fotones en número, podrían aparecer de repente ex nihilo justo cerca de la luna, rumbo a San Francisco (Debido a que la cardinalidad es tan alta, algunos de los fotones tendrían que compartir el mismo estado cuántico; pero los fotones son bosones, por lo que deberían ser capaces de hacerlo.) Y la cantidad de formas en que podrían ocurrir estas cosas parece no tener límite Si el PRSfalla. O quizás podrían surgir seres no naturales , cada uno de los cuales podría producir un fotón.


Nuestras observaciones empíricas sugieren que la probabilidad de tales eventos es muy baja. Por otro lado, si obtenemos nuestras probabilidades a priori desde algún tipo de principio de indiferencia, suponiendo que todos los arreglos sean igualmente probables, los arreglos desordenados que violan PRS parecerían mucho más probables. ¿Cómo explicar el hecho de que los ladrillos y las nubes de fotones no aparecen en el aire sin razón aparente? Sugiero que la mejor explicación es que el PRS se mantiene, y que cualquier ser que pueda haber (por ejemplo, Dios) que sea capaz de hacer que los ladrillos y las nubes de fotones aparezcan en el aire sin ninguna razón discernible, de hecho está dispuesto a no hacerlo. entonces. Necesitamos ambas partes para la explicación: sin el PRS, la posibilidad de que esto suceda sin ningún motivo sería imposible de descartar, y sin la afirmación de que es poco probable que los seres existentes lo causen, el PRS sería insuficiente (esto sugiere que si el argumento cosmológico puede establecer la existencia de una primera causa.


OBJECIONES

(1) Fatalismo modal. La objeción del fatalismo modal sugiere que si el PRS es cierto, entonces todas las proposiciones terminan siendo necesarias. Sin embargo, detrás de este tipo de objeciones hay (lo que Pruss llama) un Principio de Vinculación tal que,

(1) Si q explica p, entonces q implica p.

(2) Pero si q es necesario y conlleva p, entonces p también es necesario.

Pero (1) parece ser negado por explicaciones científicas no conceptuales, por ejemplo, explicaciones estadísticas. Para decirlo rápidamente, las explicaciones causales científicas en general no parecen dar condiciones que impliquen el explicando. Eso resulta claro en explicaciones estadísticas, porque presumiblemente las explicaciones estadísticas dan estados de cosas que no implican la explicación pero que hacen que la explicación sea más probable de lo que sería el contrario, o al menos son explicativamente relevantes para el explicación en cuestión. Creo, con Pruss, que también se pueden ofrecer contraejemplos no estadísticos.

Pero incluso aunque se esté desacuerdo con esto, simplemente podría decir que el PRS en el argumento ofrece una razón suficiente para el explicando, sin comprometerme con que una razón solo es suficiente para explicar algo que conlleva (lo que seguramente sí llevaría al colapso modal).

(2) Imaginación modal. Esta objeción dice que podemos imaginar que es posible que un objeto x aparezca sin causa, por lo que es posible que x aparezca sin causa, lo que implicará que el PRS no es una verdad necesaria. Se puede ofrecer una triple respuesta: (i) la inferencia de la imaginabilidad a la realidad es vencible. (ii) No está claro que la imaginabilidad de que algo aparezca sin causa sea realmente correcta, especialmente por la aparentemente obvia dificultad que encarna el hecho de imaginar ausencias. Si alguien imagina un cuarto vacío, por ejemplo, seguramente tendrá una imagen mental que aún conserve el aire o partículas subatómicas en el cuarto, a pesar de que seguramente no será consciente de esos factores en su imaginación. (iii) no está claro que esto presente un relato metafísicamente posible, debido a que si algo comienza a existir o si tiene ciertas características particulares dadas entonces seguramente será necesario que tenga una causa.

(3) Argumento probabilístico del Van Inwagen. Esta versión parece expresar que,

(A) Si q explica p, entonces P ( p | q )> 1/2.


Pero seguramente podemos negar (A). Pruss se extiende en este punto, así que lo parafasearé manteniendo sus propios contraejemplos. Primero, las teorías de explicación de Relevancia estadística niegan (A), y, en términos más generales, (A) pueden ser una manifestación de la combinación errónea de explicación con predicción que plagó tanto lo deductivo-nomológico como los modelos inductivo-estadísticos de explicación. Un contraejemplo estándar de estos modelos es el caso de sífilis-paresia, que también es un contraejemplo de (A).


Segundo, es plausible que citar la causa real relevante de un evento lo explique. De hecho, dar causas es una forma paradigmática de explicar. Pero la causalidad puede filtrarse a través de eventos indeterministas de probabilidad inferior a la mitad. Esto es particularmente claro en el caso de explicaciones forenses. George empuja asesinamente a Maurice por un precipicio muy alto. Maurice cae y se ahoga. Sin que George lo sepa, Maurice es en realidad un buceador de acantilados, y tenía un 75% de posibilidades de supervivencia para la caída. Sin embargo, el empuje asesino de George mató a Maurice, y el hecho de que George haya empujado a Maurice explica por qué Maurice murió. De acuerdo, en este caso no explica todosobre por qué murió Maurice. No explica, por ejemplo, por qué en este caso Maurice no logró nadar o por qué la falta de oxígeno mata a los vertebrados terrestres. Pero sigue siendo una buena explicación. En cualquier caso, bien podría ser que incluso después de haber respondido a todas estas preguntas, sería que los explicadores hicieron que el explicando fuera menos del 50% probable; podría haber eventos cuánticos indeterministas en el cerebro de Maurice detrás de la incapacidad de Maurice para nadar.

(4) Mecánica cuántica. Aunque la mecánica cuántica no tenga razones suficientes, PRS que estoy defendiendo se refiere a la explicación, que es dar razones suficientes para explicar el explicando, no dar razones lógicamente suficientes para implicar el explanandum. Pero incluso los fenómenos cuánticos tienen explicaciones, aunque estos sean probabilísticos.

(5) Inercia existencial. Dicho simplemente, la inercia existencial puede verse como la tesis de que una cosa persistirá en existencia sin causa sostenible a menos que una causa actúe sobre ella y provoque que deje de existir. Ahora, la Inercia Existencial es solo un problema si se presenta como una cualidad fundamental de la realidad. El punto, creo, es que aún se necesita argumentar para la plausibilidad de la Inercia Existencial en lugar de simplemente lanzarlo como un derrotador al PRS relevante.

En segundo lugar, es difícil saber cómo el naturalista argumentaría a favor de la Inercia Existencial satisfactoriamente. Es decir, aún es posible que simplemente se perciba que las cosas permanezcan en existencia tal y como la Inercia Existencial exige. ¿Cómo establecer la inferencia desde la percepción hasta la realidad fundamental del universo?

Tercero, la Inercia Existencial implica la falsedad necesaria de lo que llamaré “Teísmo de Concurrencia”, cuya caracterización básica es que para cada x, x es sostenido en el ser por la preservación de un agente metafísico causal externo. ¿Pero por qué suponer que este tipo de Teísmo es necesariamente falso? Déjame presentar algo corto:

(1) Si el teísmo es cierto, es necesariamente cierto.

(2) Si es necesariamente cierto, es porque es un teísmo de Ser Perfecto.

(3) Un Ser Perfecto satisface la Intuición de Soberanía-Preservación, es decir, para cada x contingente, Dios mantiene en existencia a x.

(4) Si la Intuición Soberanía-Preservación es cierta, es necesariamente cierta.

(5) Si la Intuición Soberanía-Preservación es cierta, la Inercia Existencial es necesariamente falsa.

(6) El teísmo es necesariamente cierto.

(7) Entonces, la Intuición Soberanía-Preservación es necesariamente cierta. (2, 3, 4)

(8) Entonces, la Inercia Existencial es necesariamente falsa. (5, 7)

Lo que deberá negar el crítico es que el teísmo es necesariamente cierto, pero para eso deberá argumentar que el teísmo es necesariamente falso (porque el teísmo no entra en la categoría de verdad contingente).


Una palabra de precaución. Esta es una forma en la que la Inercia Existencial puede presentarse, pero no es la única. Por sí misma, la Inercia Existencial es compatible con ciertos tipos de teísmo, así que no hay una incompatibilidad necesaria entre la Inercia Existencial y el argumento de contingencia.




218 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo